¿ Cómo escoger una rampa?

13 marzo, 2018

Desde Diciembre del 2017 rige en nuestro país la ley de Accesibilidad Universal que garantiza la igualdad de oportunidades, la inclusión social y la vida independiente de todas las personas.

Ampliada y amparada básicamente por la  Convención Internacional de Derechos Humanos, convención que garantiza el derecho de todas las personas a la igualdad de oportunidades, la inclusión social y una vida independiente, obligando a los poderes públicos  a garantizarlo de modo pleno y efectivo.

Dicho esto que no es poco y afirmando que no es menos cierto, que estamos en el buen camino, este es largo y con muchas curvas.

Desde este pequeño post queremos ayudaros a conocer los términos, afecciones que deberías manejar en la elección de este tipo de sistemas de eliminación de barreras  arquitectónicas no permanentes.

 

¿Qué longitud de rampa preciso?

A muchos os parecerá una obviedad lo que os voy a comentar, pero sinceramente no siempre las obviedades se tienen en cuenta.

La primera premisa que debemos tener en cuenta es que altura tiene nuestra barrera arquitectónica, recibimos cada semana llamadas de personas que nos piden que les ayudemos en la eliminación de 7 , 10, 12 peldaños para entrar en su casa.

Ese tipo de casos, lamentablemente no somos capaces de solventarlos con rampas y deberemos dirigirnos a un sistema de elevación mecánica tipo ascensor, elevador, salva escaleras, oruga ,etc.

Debemos tener en cuenta a la hora de elegir nuestra rampa, de disponer como mínimo de 150 cm por cada peldaño que tengamos  que salvar. Que significa eso, que si yo tengo que eliminar 7 peldaños de entrada a mi hogar o a mi establecimiento. Precisare la no menospreciable distancia delante de la escalera de 10,5 metros disponibles para colocar mi rampa. ¿Dispone usted de ese espacio? Si la respuesta es Si seguimos hablando si la respuesta en No, debe buscar un sistema mecánico.

 

Recuerde por cada Peldaño 150 cm

 

Pasamos a la siguiente obviedad

Imaginemos que disponemos del espacio suficiente para colocar la rampa entonces nos preguntamos:

¿Qué longitud preciso? y ¿Qué inclinación es la adecuada?

 

Disponemos de una barrera arquitectónica en la entrada de nuestra casa, por ejemplo. Y disponemos de espacio propio o comunitario suficiente, vamos a dejar aparte, el tema de las invasiones de vía pública (que es el espacio que no es de nuestra propiedad, el acerado, una calle peatonal) y  que trataremos más adelante en otro post.

Debemos tener en cuenta que cuanto más larga sea nuestra rampa menos pendiente y por lo tanto, más fácil será el subirla. Ahora y la pregunta es ¿tenderemos la inclinación adecuada a nuestra circunstancia?

Aquí entran en juego varios factores, nuestro estado físico y el sistema de tracción a utilizar.

Ya hemos dicho que el porcentaje máximo no  debería superar el 12 % (150 cm por cada 18 cm a superar). Pero si nuestro caso  es que vamos a subir la rampa solos con una silla manual, un 12% es un porcentaje  demasiado elevado, por lo que deberemos dar más longitud a la rampa, para rebajar el porcentaje de pendiente. Por contra si la tracción la va ha realizar una máquina con un sistema mecánico, tipo silla electrónica o scooter, deberemos conocer a priori que porcentaje  de pendiente es capaz de superar. Por lo general las sillas y los scooter son capaces de superar cómodamente porcentaje de pendiente que rondan el 15% (120 cm por cada 18 cm a salvar) pudiendo a llegar hasta el 20% según cada silla (consultar las características  técnicas).

Para calcular  la longitud de la rampa (L) en función de una altura determinada , debemos multiplicar la altura en cm  por 100 y dividirlo entre el porcentaje de inclinación  que deseemos obtener, este fácil calculo nos dará la longitud de la rampa en cm.

 

Ejemplo:

Dos escalones con una altura total de 30 cm y queremos  obtener una pendiente de inclinación de 12%.

 

La longitud se calcularía de siguiente forma

 

L=(30 X 100)/12 = 250cm.

 

Precisamos  una rampa de 250 cm para disfrutar de una pendiente del 12% en una altura total de 30 cm

¿Qué ancho de la rampa es la adecuada?

Fundamentalmente dependerá del uso que se le va dar a la rampa. En sistemas de eliminación de barreras arquitectónicas de instalación semi-permanente o permanente , debemos acogernos a los códigos técnicos de edificabilidad, estos indican claramente los parámetros de anchos, largos, porcentajes de pendiente, así como otros elementos que se deben incluir.

En casos donde no se pueden instalar rampas semi-permanentes de acceso público o privado nuestro consejo es utilizar rampas de una sola vía de anchos que pueden ir desde los 75 a los 96 cm.

Las rampas de doble vía, las recomendaríamos únicamente en aquellos casos para uso particular. Donde conocemos las características del sistema de movilidad que vayamos a utilizar, un caso claro y fácil de entender es el del traslado de nuestra silla electrónica en un vehículo no adaptado. Una rampa de doble vía de ancho adecuado puede facilitarnos la carga de la silla sin usuario al maletero de nuestro vehículo.

 

Esperamos que con estos conceptos os ayudemos a la elección de la rampa que mejor se adapte a vuestras  necesidades.

Estos  aspectos o conceptos básicos que debemos  tener en cuenta a la hora de buscar o elegir vuestra  rampa. Si tenéis  alguna duda o queréis comentarnos alguno de los aspectos indicados, por favor  no dudéis en llamarnos.

Oficinas centrales:

Pol. Industrial Caprabo C/Industria S/N Nave 1 – 08859 Begues

Tel: 93 664 26 79 / 93 639 22 12

* obligatorios